India, el elefante esclavizado

En un escaso plazo de tiempo, el número de habitantes de la India superará a la población china y su Gobierno no ha establecido ninguna restricción a número de hijos por familia. En Europa la pirámide demográfica arroja datos inversos, cada vez hay menos niños y la población envejece. En la India, que se vende como Potencia Emergente, la mayoría de la ciudadanía es pobre, analfabeta, explotada y supersticiosa. Los políticos han decidido apuntarse, caiga quién caiga, al desarrollismo económico más salvaje. El capital para reproducirse necesita mano de obra barata y leyes permisivas.

Actualmente, la India tiene el sexto PIB del mundo. Los dólares y euros llegan en avalancha, pero no alcanzan a los trabajadores, que siguen en la miseria. Este país que se vende como profundamente espiritual, está administrado por una élite machista, clasista y retrógrada que mantiene una interminable guerra territorial con Paquistán, otro estado marioneta. También posee armamento nuclear, proporcionado por Gran Bretaña como compensación a un siglo de colonialismo.

La Naturaleza y la Ciudadanía están pagando con sangre las prometedoras cifras macroeconómicas. El sueño Bollyboodiense tiene una cara oscura.

• El 30% de la masa forestal ha sido arrasada para dar paso a cultivos importados y transgénicos, inadecuados al ecosistema, empobrecedores del suelo y con productos fitosanitarios altamente tóxicos.

• Cientos de presas interfieren el curso de los ríos, acelerando el abandono de pequeños núcleos urbanos que ocupaban el entorno fluvial y limitando el arrastre de lodos fértiles, fundamentales para el mantenimiento del equilibrio en los grandes deltas fluviales.

• La calidad de las aguas es pésima, no hay depuración de aguas fecales,  fieles de ciertas creencias utilizan los ríos para dar sepultura a sus difuntos y las fábricas vierten residuos sin precaución alguna.

• La población emigra en masa hacia las ciudades, que no poseen las infraestructuras urbanas mínimas que garanticen vivienda y saneamientos adecuados. El hambre y las epidemias comparten las calles con las intocables vacas sagradas, que poco contribuyen a la alimentación e higiene del pueblo.

• Las empresas de otros países trasladan sus factorías a estos parajes donde los salarios son diez veces más bajos y se puede contaminar sin miedo a ningún tipo de sanción. En los países de origen no están permitidas esas prácticas.

• Apuesta total por las energías no sostenibles. Los derivados del petróleo y las centrales nucleares dominan el cotarro. La contaminación atmosférica en las grandes ciudades alcanza niveles indescriptibles, los vehículos y fábricas, hacen de los núcleos urbanos verdaderos infiernos, donde es tan difícil respirar como ver a dos palmos de tus narices.

• Disminución de la biodiversidad en flora y fauna de forma exponencial. Especies tan emblemáticas como el Tigre de Bengala o del Rinoceronte Indio están en el umbral de la extinción.

• El crecimiento demográfico descontrolado amenaza con desbordar la capacidad del planeta. Somos demasiados y no se ponen medios para evitarlo. Sin embargo, hay quien piensa que si tienes en tu nación más gente que nadie, vas a ser el número uno en esta carrera de locos hacia el precipicio.

Las ONG’s acuden a los países con graves desigualdades como las moscas a la mierda. En la India hay miles y miles actuando. Estas entidades recaudan dinero en naciones desarrolladas y lo usan, teóricamente, en ayudar a los pobres de otros sitios. Se queda mucha pasta en el camino, pero se tranquilizan muchas conciencias y si además rezas mucho, mejor todavía.

El precio del progreso no puede ser el que está pagando el pueblo indio. No hay posible evolución humana hacia mejor si no es mediante justicia social, educación laica y respeto al ecosistema que nos aporta el soporte vital.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s